Publicaciones y Curiosidades

Camas articuladas y camas geriátricas ¿En qué se diferencian?

Camas articuladas y camas geriátricas ¿En qué se diferencian?

Antes de entrar a detallar las diferencias entre una cama articulada y una geriátrica es importante señalar para que personas son indicadas cada una.

En general, las camas geriátricas son recomendables para personas con mala o nula movilidad que pasan la mayor parte de su tiempo acostadas, así como para personas con enfermedades específicas.

Las camas articuladas pueden ayudar y ser convenientes para aquellas personas que, al estar mucho tiempo de pie, cargan el tren inferior (glúteos, aductores, trapecio, dorsales…) y las que tienen reflujo.  También son aconsejables para tratamientos de enfermedades específicas o simplemente para aquellas personas a las que les gusta leer o ver la televisión desde la cama.

Técnicamente, las camas articuladas tienen cinco planos, dos articulados e independientes para la espalda o tronco superior, un plano central fijo y otros dos para las piernas o tronco inferior. No tienen carro elevador y pueden incorporar barandillas laterales. La misma cama tiene como opción el elegirla con dos lechos juntos o por separado (que se articulan independientemente) y pueden ir montadas sobre un canapé abatible que nos permita aprovechar su interior como contenedor o armario. 

Las camas geriátricas tienen cuatro planos, uno para todo el tronco superior (deben cumplir unas normas sanitarias), otro fijo central y dos para el inferior. Además llevan un carro elevador para poder subir o bajar todo el lecho a conveniencia y facilitar el acceso a las personas con movilidad reducida, a su vez facilitan la tarea de hacer dicha cama o cambiar y asear al durmiente o paciente.

En los dos casos, podemos encontrar camas con funcionamiento manual o eléctrico para regular los diferentes planos. En las geriátricas, también para adaptar la altura. En el caso de estar motorizadas el mando puede ser con cable o inalámbrico.

Estas camas requieren colchones adaptados para su mejor utilización. El mercado nos ofrece diferentes tipos y opciones, nosotros recomendamos los de látex “natural”, no excesivamente gruesos y de buena calidad pues deben adaptarse a los cuatro o cinco planos sin provocar arrugas.

Además, y para completar estos sistemas de descanso, en los casos de personas que pasan todo o casi a todo su tiempo en la cama deberíamos disponer de fundas anti escaras, ternas sanitarias y protectores tanto de colchones como de los mismos durmientes.

 

¿Colchón blando o colchón duro?

¿Colchón blando o colchón duro?

 
Busco un colchón más bien duro, quiero un colchón blandito…, estas tal vez sean las preguntas o frases más frecuentes con las que nos encontramos los profesionales cuando atendemos a un posible cliente y según mi humilde opinión es una forma errónea de plantear la cuestión.
 
En términos generales y aunque a nosotros nos guste personalizar en cada caso, las reglas básicas para elegir el colchón adecuado a nuestras características (si no tenemos condicionantes derivados de problemas de enfermedades específicas) serian:
Personas con sobrepeso = colchón firme + almohada alta y dura.
Personas en su peso = colchón medio + almohada media.
Personas con poco peso = colchón blando + almohada suave y baja.
 
A su vez estos colchones deben descansar sobre el soporte adecuado (base tapizada o somier de lamas / canapé abatible con base tapizada ó somier de lamas, etc…).
Otro factor muy importante es el saber que postura tenemos habitualmente cuando estamos en el sueño profundo pues la mayoría de las personas iniciamos el sueño de una manera y cambiamos de postura inconscientemente cuando entramos en esa fase.
 
EN TODOS LOS CASOS  debemos tener en cuenta que un colchón que descanse sobre el soporte adecuado a su construcción y sea este firme, medio o blando debe tener una conveniente “capa de confort” para que se adapte a nuestras curvas y no deje ninguna parte del cuerpo sin apoyo pues el cuerpo humano y sobre todo nuestra columna vertebral no es recta, ni lisa, ni uniforme.
 
Solemos confundir un colchón firme con colchones con poca “capa de confort” o casi ninguna. De la misma manera un colchón con una excesiva “capa de confort” lo que conseguirá es atraparnos dificultando el cambiar de postura y anulando el trabajo del núcleo.
 
Básicamente un colchón es como un sándwich compuesto de TAPAS (tela +soporte para la tela) capa de confort o CAPA DE ADAPTACIÓN a nuestra anatomía (fibras naturales, gomas visco elásticas, fibras artificiales, látex, etc…) y NUCLEO que soporta nuestro peso y compensa proporcionalmente el mismo (muelles, goma, H.R. etc…)
Dependiendo de la calidad de cada uno de sus componentes y de la interacción entre todos ellos, se consigue un buen, regular ó mal colchón. De la combinación entre el colchón, su apoyo, la almohada y la ropa de cama tendremos un buen, regular o mal SISTEMA DE DESCANSO.
 
Aunque de forma somera y por todo lo expuesto, aconsejamos consultar a un profesional que colchón o más bien que sistema de descanso es el más adecuado para nosotros con el fin de levantarnos siempre activados, con la máxima energía y el pie adecuado…
 
 
Entrevista para la revista Pinto Ayer&Hoy: Duerme 10, los mejores profesionales para un descanso adecuado

Entrevista para la revista Pinto Ayer&Hoy: Duerme 10, los mejores profesionales para un descanso adecuado

Empresa fundada hace más de veinticinco años y ubicada en Pinto desde hace doce  para ofrecer los mejores servicios de descanso. Para disfrutar de su  magnífico asesoramiento y buen saber hacer solo tienen que acercarse a Calle de las Alpujarras, 41 posterior Local 6 (calle peatonal Puerta Pinto) en el municipio de Pinto o a través del teléfono 916 923 545 / 690 62 70 49 y sus redes sociales como Facebook o su página web.

Para aquellas personas que no conozcan Duerme 10, ¿qué es exactamente?

Duerme 10 es un centro especializado dedicado a la venta del buen descanso y buen dormir en su más amplio sentido. Es decir, no solamente vendemos colchones sino que además asesoramos sobre los complementos alrededor de los mismos, por lo que sin duda facilitamos el conseguir un sistema de descanso adecuado según la economía, ergonomía, altura, peso y forma de dormir de los diferentes interesados.

Explíquenos un poco de historia, ¿cómo y cuándo surge Duerme 10?

Duerme 10 surge después de muchos años dedicándose a la profesión del diseño y mobiliario en general. En el año 1993 se fundó la empresa madre llamada Muebles Rattán S.L., a partir de este momento y reconvirtiendo las instalaciones se crea este comercio. Centrándonos en lo que es el buen dormir colaboramos y proyectamos diferentes colchones y los relacionamos con su soporte y almohada, es decir, con el descanso total. Aprovechando el local que tenemos (pequeñito) hemos instalado un sistema fantástico para poder probar veintiún colchones de forma acogedora. No vendemos el colchón simplemente por precio si no que intentamos adecuarlo con el resto de componentes del sistema que tiene nuestro cliente y la características del posible durmiente, incluida su disponibilidad económica. 

¿Qué servicios son los que ofrecen? 

Ofrecemos un asesoramiento total en lo que es el sistema de descanso e inclusive en la decoración, porque como decorador y habiéndome dedicado a ello toda la vida pienso que en nuestro dormitorio es muy importante el sistema de descanso que tenemos para regenerarnos. Si dormimos y descansamos mal o por el contrario descansamos y no dormimos convenientemente nuestra regeneración diaria será inadecuada y nuestro rendimiento de cada día será forzado e insuficiente, por todo ello, tener el producto idóneo según la ergonomía, la altura, el peso y la forma de dormir hará que nos levantemos activos y con ganas de hacer cosas y además las haremos bien.  

¿Cuáles son los valores de su empresa?

En Duerme 10 ayudamos a nuestros clientes a tener un descanso correcto y óptimo es por eso por lo que creo que los valores fundamentales son la profesionalidad, la honradez y la sinceridad. Se trata de los tres valores que nos definen a nosotros mismos y a nuestra pequeña Empresa.

¿Cómo es la calidad del producto?

Nosotros trabajamos productos de gama media, gama alta y premium. El producto económico como consideramos que es nefasto para el cuerpo no lo trabajamos. Hoy en día se venden colchones a precios muy económicos con “materiales excepcionales” y normalmente suelen ser excepcionalmente malos, el que sean de una buena calidad es igual de probable como que el mejor jamón ibérico de bellota lo sea a muy bajo precio. Por ello somos sinceros y nunca mentimos al cliente en cuanto a la relación calidad/precio. Sin embargo presumimos de tener el mejor precio con respecto a la calidad.

¿Qué destacaría de su negocio con respecto a la competencia?

El asesoramiento particular. Nunca intentamos cerrar una venta a cualquier precio pues consideramos que el asesoramiento es fundamental y si no conocemos de verdad los componentes de cada colchón y su adecuación con el posible durmiente no somos totalmente sinceros en nuestra venta. Por ejemplo, es como si a un pastel por echarle más azúcar queremos que sepa mejor, simplemente debe de tener la cantidad exacta, lo mismo ocurre con los colchones que según la ergonomía, la altura, el peso y la forma del dormir también deben contar con los componentes adecuados. Además, en Duerme 10 dejamos la almohada a prueba 3 días, tantas veces como haga falta, es decir, aunque no cambiemos el colchón si tenemos la almohada adecuada ganaremos en nuestro descanso. Por lo mismo, cada colchón requiere su almohada e inclusive en la medida en que este y esta se van degradando deberíamos cambiar la almohada como mínimo

¿Con cuántos establecimientos cuentan hoy en día?

Únicamente con este. Es cierto que a lo largo de los más de veinticinco años que lleva esta empresa hemos tenido como seis o siete comercios diferentes, fábrica de muebles, almacenes o tiendas en distintas poblaciones, pero el hecho de estar en Pinto es porque vivimos en este municipio 31 años y estamos encantados de hacerlo en el centro de la Península Ibérica (risas), además la población es muy simpática y amable.

¿Qué les diría a nuestros lectores para que no duden en comprar en Duerme 10?

No se van a equivocar. Nosotros tenemos un hándicap y es que el local está un poco escondido. Sin embargo, presumimos de que todo el que viene siempre repite, si no es la misma persona son sus familiares o amigos y pensamos que esto es asi porque no equivocamos a nadie.

¿Qué planes de futuro tienen?

Nosotros en un futuro no muy lejano es posible que también tengamos una plataforma online para que puedan comprar desde cualquier sitio o lugar. En cuanto al asesoramiento se puede hacer por cualquier medio audiovisual y para probar los colchones (si lo consideran necesario), viniendo a nuestro establecimiento,

¿Cómo pueden ponerse en contacto con ustedes? ¿Dónde se encuentran? ¿Tienen redes sociales?

Pueden venir a visitarnos en nuestro horario laboral de lunes  a viernes  en la Calle de las Alpujarras 41 posterior, Local 6 (calle peatonal Puerta Pinto) de Pinto. También llamando por teléfono para citarnos fuera de horario al 916 92 35 45 / 690 62 70 49, y visitar nuestra página web lacolchoneriadepinto.com ; duerme10.com ó en redes sociales como Facebook (duerme10), Instagram y WhatsApp.

¿Algo más?

Pues sí, queremos poner en valor que nuestro mejor aliado (asi nos lo dicen nuestros clientes) es el boca – oído.

A veces los conceptos se entremezclan y desvirtúan el mensaje. Vamos a intentar brevemente aclarar estos términos que tanto afectan a nuestra salud física, mental y emocional.

A veces los conceptos se entremezclan y desvirtúan el mensaje. Vamos a intentar brevemente aclarar estos términos que tanto afectan a nuestra salud física, mental y emocional.

 
Descansar es estar en quietud, reposo o pausa.
Dormir es estar en inacción y suspensión de los sentidos y movimientos voluntarios.
Regenerar es restablecer o mejorar.
Reactivar es volver a activar.
Reparar es restablecer las fuerzas.
 
Cuando pensamos en adquirir un sistema de descanso o alguno de sus componentes (somier, base, canapé, colchón, almohada y ropa de cama) deberíamos darnos cuenta que invertimos en nuestra salud tanto física como mental, pues este equipo es el que nos ayuda para regenerarnos, reactivarnos y restablecer las fuerzas que hemos empleado en nuestro diario quehacer cuando estamos despiertos.
 
Lo podríamos definir como nuestro paso diario por el taller de reparación que “repone los líquidos y filtros necesarios” para activarnos y en definitiva que nos regenera.
 
Esta cuestión no es baladí, al contrario, tal vez sea una de las decisiones más importantes, que podemos y debemos tomar si queremos tener una vida activa, sana y feliz.
 
No es suficiente con solo descansar bien o solo dormir bien. Si consideramos que el ser humano es un animal racional es lógico que el cuerpo descanse y el raciocinio también. La suma de descanso físico y descanso psíquico es el sueño reparador que debemos tener al dormir sobre un equipo de descanso o “taller” adecuado.
 
Todos hemos tenido alguna vez la sensación de haber dormido bien y sin embargo levantarnos cansados o que nos duele la espalda, el cuello, se nos ha dormido la mano o el hombro, etc…, Esto en muchas ocasiones se debe a un inadecuado paso por “el taller”, por no ser el adecuado o por no contar con las herramientas adecuadas… ósea un ineficaz sistema de descanso.
 
En otras ocasiones nos levantamos con la sensación de que no hemos conciliado el sueño o que hemos dormido una pequeña parte del tiempo en que estamos acostados y aunque nos sentimos físicamente descansados notamos la cabeza pesada…, también en este supuesto nos puede ayudar un eficaz sistema de descanso.
 
Si después del desayuno diario seguimos con alguna de estas dos sensaciones o con la suma de ambas, revisemos nuestro “taller” o sistema de descanso, porque no está cumpliendo con su cometido.
 
En definitiva y según nuestra opinión…
 
“Si duermes 10,  la vida es bellaY ESO, ES MUY BARATO.
 
 
 
La mejor manera -y la más sana- de dormir bien es estar activo durante el día y hace algo de ejercicio físico. Sólo hacen falta 20 o 30 minutos al día de actividad física para dormir bien y conservar una buena condición física, y hacerlo entre 4 y 5 horas

La mejor manera -y la más sana- de dormir bien es estar activo durante el día y hace algo de ejercicio físico. Sólo hacen falta 20 o 30 minutos al día de actividad física para dormir bien y conservar una buena condición física, y hacerlo entre 4 y 5 horas

¿Crees que dormir es perder holgazanear? El sueño, lejos de ser una pérdida de tiempo, es fundamental para el normal desarrollo de una vida activa intensa y fundamental para la práctica deportiva.

Estos son algunos de los beneficios que proporciona el dormir bien -o dormir de 10 con un colchón Duerme10- en el rendimiento de nuestro cuerpo:

1. Prevención de lesiones: La falta de sueño o el sueño poco reparador aumenta el riesgo de que se produzcan lesiones, ya que el atleta pierde agilidad y coordinación.

2.  Procesamiento de la técnica: Después del periodo de práctica deportiva continuada, la adquisición de la técnica se consolida, sobre todo durante la segunda parte de la noche ( el llamado sueño cognitivo).

3. Recuperación: La práctica de ejercicio intenso y de alta duración, aumenta a posteriori el tiempo total de sueño y se incrementa el porcentaje de las fases 3 y 4 del sueño, donde el cuerpo se regenera física y mentalmente.

4. Fortalecimiento del sistema inmunitario: Aumenta la resistencia a las enfermedades que puedan mermar la capacidad deportiva; resfriados, control del estrés…

5. Restaura tejidos: Al descansar se recuperan músculos y tejidos dañados gracias a la regeneración celular

6. Nivelación de la glucosa: Se reponen las reservas de energía como la glucosa en sangre y el glucógeno muscular.

7. Estimulación de la síntesis de proteínas: Combinando con una alimentación equilibrada y saludable, estimulamos la síntesis de proteínas en los músculos, favoreciendo el crecimiento muscular y la quema de grasas.

8. Aumenta el rendimiento: Al permitir que el cuerpo se recupere de la intensidad del ejercicio, se normalizan las funciones fisiológicas como el ritmo cardiaco y la presión arterial.

Sin duda es muy importante tener un adecuado equipo de descanso según nuestras características físicas, forma de vida y tiempo de sueño.

Sin duda es muy importante tener un adecuado equipo de descanso según nuestras características físicas, forma de vida y tiempo de sueño.

Es en ese apartado donde nuestro profesional del descanso puede aconsejarnos sobre los diversos componentes que deben formarlo. De poco vale tener el mejor vehículo si no sabemos pilotarlo convenientemente. 

En lo que coinciden casi todos los expertos es en que antes de recurrir a fármacos o recetas magistrales “para dormir de un tirón”, debemos crearnos unos hábitos que, junto con nuestro reloj biológico, nos conduzcan invariablemente a ello. Entre otros y a saber serian: 

1 Aproximadamente dos horas antes de acostarnos irnos poco a poco ralentizando de forma progresiva. 

2 Comenzar este periodo desconectándonos de todos nuestros dispositivos electrónicos (teléfonos, tablet, ordenadores etc.) y de todos nuestros problemas, al menos hasta el siguiente despertar. 

3 Evitar acelerarnos durante este tiempo con programas de televisión o radio que nos enerven o motiven en exceso, incluso obviar lecturas apasionantes o profesionales que induzcan a continuar leyendo y pensando. 

4 Un baño o ducha relajante 20 o 30 minutos antes de irnos a la cama puede ser muy positivo. 

5 Tomarnos lentamente una infusión relajante o medio vaso de leche templada y aderezada con un poco miel. 

6 Regular a nuestra conveniencia la luz, la temperatura y los ruidos de nuestro dormitorio. Algunas personas encuentran más relajante una tenue luz que la oscuridad absoluta. La temperatura ideal sería suave entre 19/21 grados para que nos resulte confortable el arroparnos. Si nos molestan los ruidos (por no tener nuestro dormitorio bien aislado, por ronquidos de nuestra pareja o por cualquier otra causa) probar con tapones de oído hasta encontrar los adecuados. 

7 Conviene perfumar levemente nuestro dormitorio con una fragancia que nos agrade y relaje.

8 Si utilizamos ropa para acostarnos cuidar que no apriete, se retuerza o provoque arrugas

9 Unos sencillos estiramientos de un minuto o menos justo antes de acostarnos nunca vienen mal. 

10   Ya en la cama y habiendo adoptado la postura con la que llamamos al sueño utilizar SIEMPRE la misma oración, poesía o memorización de cualquier tipo (curiosamente y con la practica casi nunca acabaremos esa memorización) como llave para abrirnos al mundo de los sueños e instalarnos en nuestro mejor taller de reparación.  En cualquier caso, estas sencillas pautas  junto con el equipo de descanso adecuado nos aportarán salud, energía y bienestar. 
 

 

El buen descanso es sin ninguna duda el mejor aliado con el que contamos para cada uno de nuestros días y cada una de nuestras noches?, sentencia el maestro del descanso Juan José Espinosa, con más de 40 años en el sector y propietario de la colchonería

El buen descanso es sin ninguna duda el mejor aliado con el que contamos para cada uno de nuestros días y cada una de nuestras noches?, sentencia el maestro del descanso Juan José Espinosa, con más de 40 años en el sector y propietario de la colchonería

Para Espinosa, “una persona que ha descansado y dormido convenientemente enfrenta su quehacer diario con plenitud de fuerzas, energías y facultades” porque “el sueño es el mejor reparador o regenerador conocido”. Por ello, el empresario pinteño incide en la importancia de descansar “de 10” como requisito obligatorio para una buena “calidad de vida”. “Después de un intenso día de actividad, nuestro organismo nos pide a gritos un descanso óptimo que nos revitalice”. 

¿Cómo definiría el “dormir 10”? 

Una mezcla de actitud, entorno y equipo de descanso adecuado. 

¿Cuál sería la actitud adecuada para iniciar nuestro descanso? 

Los expertos aconsejan irnos a dormir con la digestión realizada, no haber consumido productos excitantes, dejar los posibles problemas o preocupaciones al otro lado de la puerta de nuestro dormitorio e intentar relajarnos atravesando el puente que nos conduzca invariablemente a los brazos de Morfeo. 

¿El entorno? 

Difícilmente podemos dormir bien si nuestro entorno nos agrede con mucha o poca luz, colores o texturas inadecuadas, ruidos y temperaturas extremas. 

¿Y el equipo de descanso? 

Depende de varias cuestiones a saber, por ejemplo, si dormimos solos o acompañados, boca arriba, boca abajo, de lado, en diferentes posiciones, de cuanto pesamos y medimos, si hacemos tal o cual deporte o vida sedentaria, si trabajamos preferentemente de pie o sentados, etc…

También debemos tener en cuenta los posibles malos hábitos. En función de estos parámetros, el profesional debe aconsejar el sistema de descanso más adecuado teniendo en cuenta la economía de los posibles durmientes. 

¿Qué necesitamos para tener un sistema de descanso adecuado? 

Conjugar todo lo dicho anteriormente. En los próximos meses lo iremos desgranando poco a poco.   En lo que se refiere al lado técnico serÍa el colchón, el soporte del mismo, la almohada y la ropa de cama. 

Caramba, pues sí es complicado el dormir, ¿no? 

Para nada. Afortunadamente hoy en día disponemos de tanta variedad en todos los componentes técnicos que siempre podemos hacer un traje a la medida para cada durmiente y recomendarle los hábitos más idóneos. 

Pero un traje a medida es caro… 

Lo que resulta caro es comprar una prenda de ropa muy barata que no nos ponemos nunca o un equipo de descanso en el que no descansemos. Personalmente pienso que la tan denostada o admirada “calidad de vida” empieza en el buen descanso o buen dormir. 

Entrevista ZIGZAG nº 283 (Pág.7) Sección EMPRENDEDORES

Entrevista ZIGZAG nº 283 (Pág.7) Sección EMPRENDEDORES

6 de Noviembre 2014

Entrevista ZIGZAG nº 283 (Pág.7) Sección EMPRENDEDORES

  • ​​¿Porqué merece la pena invertir en un sistema de descanso?
  • ¿De verdad tener un colchón malo o viejo es tan contraproducente para la salud?
  • ¿Qué diferencia a Duerme 10 "la colchonería de Pinto" de otros comercios dedicados al descanso?
  • Un sistema de descanso de gama alta siempre se asocia a un precio elevado ¿De cuánto dinero estamos hablando?
  • ev Has mencionado varias veces el término "sistema de descanso" ¿En qué se diferencia un colchón de un sistema de descanso?
  • Colchones duros o blandos ¿qué recomiendan desde Duerme 10?
  • ¿Cuándo y por qué decidieron abrir este negocio? 
Entrevista ZIGZAG nº 284 (Pág.7) Sección EMPRENDEDORES

Entrevista ZIGZAG nº 284 (Pág.7) Sección EMPRENDEDORES

6 de Diciembre de 2014

Entrevista ZIGZAG 284 (Pág.7) Sección EMPRENDEDORES

  • ​​¿Porqué es tan importante descansar 10?
  • ¿En qué nos puede perjudicar un mal colchón o un mal sistema de descanso?
  • ¿Comó sabemos si nuestro colchón no es el adecuado o si necesitamos cambiarlo?
  • ¿Por qué esas diferencias de precios?
  • ¿De qué dinero estamos hablando?
  • ¿Y esas ofertas que vemos por ahí del 50/70 %dto. etc...?

 

Entrevista ZIGZAG nº 293 (Pág.13) Sección EMPRENDEDORES

Entrevista ZIGZAG nº 293 (Pág.13) Sección EMPRENDEDORES

6 de Septiembre de 2015

Entrevista ZIGZAG nº 293 (Pág.13) Sección EMPRENDEDORES

"CONSIGUE TU RINCÓN DE DESCANSO CON Duerme 10"

  • ​​¿Qué aspectos influyen para que una persona duerma 10?
  • ¿Podrías explicarlo de forma más detallada?
  • Caramba, nunca había pensado que el dormir bien fuera tan complejo...
  • Según tu explicación, el equipo de descanso es sólo una parte (aunque importante) para conseguir bie sueño reparador....
  • Ósea que vosotros no sólo sois vendedores de colchones....